La ola de frío hizo caer la sensación térmica por debajo de los cinco grados bajo cero


El sur entrerriano registró hoy valores por debajo de los cero grados, aunque le helada no se notó demasiado, lo que la vuelve más peligrosa para los vegetales. El frío intenso permanecerá hasta el jueves.

 

 

El hielo que se formó en la superficie del agua dentro de el estanque de la gruta de la Virgen, frente al hospital, o de las aguadas para animales en la zona rural, son imágenes que grafican la potencia de la helada de este martes en una gran parte de la zona central del país, donde los valores térmicos perforaron varios grados el «bajo cero».

Sin embargo la formación de escarcha sobre la superficie del pasto no fue muy importante, lo que podría dejar huellas visibles sobre los vegetales, ya que la «cuando no blanquea la helada, el frío ocasiona la muerte celular, lo que después se observa en las manchas oscuras de las hojas, de ahí el concepto de «helada negra».


Hasta cerca de las 10 de este martes la temperatura se mantuvo por debajo de los cero grados, mientras que la sensación térmica seguía hasta más tarde registrando valores negativos.

 

Los próximos días serán parecidos, aunque las mínimas serán superiores, rondando los 2 grados., mientras que las máximas irán escalando.

A partir del viernes, el frío intenso será un recuerdo y dará paso a temperaturas más agradables, aunque las condiciones cambiarán hacia la inestabilidad, con posibles lluvias aisladas el sábado y ahí si, temperaturas primaverales de hasta 24 grados sábado y domingo, pero con cielo nublado.