La temperatura juega en el sube y baja antes de la lluvia de la semana que viene

Hoy la temperatura rozó los 29 grados y para mañana se espera entre 4 y 5 grados menos. El fin de semana vuelve a subir en la previa de un par de días inestables con tormentas aisladas.

La lluvia será bienvenida, porque marcará el cierre del veranito que nos está regalando este inicio de primavera. Pero nos queda un día de ese calor moderado que por ser los primeros del último tercio del año, se sienten un poco más o por lo menos nos da tema para habar y quejarnos de algo, como si no hubiera otros motivos.

Mañana no se alcanzarán los 28.4º de hoy pero el sábado retoma la olita de calor que se sentirá mucho más el domingo, cuando el termómetro posiblemente supere los 30 grados. Será el punto máximo de estos días, al otro día, con las nubes cerca, y el inminente choque de corrientes, hará que el calor no trepe tanto.

La inestabilidad se instalará en la mañana del lunes y posiblemente la lluvia comience cerca del mediodía con algunos chaparrones aislados. Eso no durará mucho ya que se espera una mejoría temporal que llegaría hasta la noche, para tener más tormentas aisladas en las primeras horas del martes hasta media mañana. De allí en adelante podrían persistir algunas lloviznas aisladas y no mucho más, es decir, que el aporte de precipitaciones se concentrarán entre el lunes al mediodía y el martes a la madrugada.

El miércoles amanecerá nublado o con nubosidad variable y valores de temperatura más primaverales, fresco por la mañana y templado a la tarde.