Néstor Ronconi, el larroquense detrás de la construcción del puente en el lago San Roque

Es Geólogo y fue responsable del movimiento de suelo de la mega obra encargada por el gobierno de Córdoba, para facilitar el tránsito entre la capital de esa provincia y el valle de Punilla. En una nota realizada para el programa Acción Industrial de Radio Nacional Gualeguaychú, habló de este y de otros trabajos realizados a lo largo de 37 años de tarea profesional.

 

 

 

Vale la pena meterse en esta historia y conocer desde su propia voz, lo que Néstor Ronconi realiza desde los 22 años, como profesional de la geología, para empresas privadas u organismos estatales.

La charla con este larroquense, que estudió en la facultad de Ciencias Naturales de La Plata, surgió a partir de la inauguración del nuevo puente carretero sobre el lago San Roque, el 8 de abril, que hace mucho más ágil el tránsito entre la ciudad de Córdoba y el valle de Punilla, por la variante Costa Azul.

Detrás de esas megaobras, está la responsabilidad de los que saben de la estructura del suelo donde se plantea hacer un puente o una ruta. Esto, en la zona del centro oeste de Córdoba, implica lidiar con cerros de decenas o de cientos de millones de años de antigüedad, quizá los más añejos del mundo.

Para Néstor, planificar y ejecutar esos cortes en las sierras que se pueden apreciar en los caminos sinuosos de Córdoba y en tantas otras regiones en todo el país, es moneda corriente y parte de su trabajo, aunque para su gusto no sea lo que más le apasiona.

En todo caso es la minería lo que lo llena en lo profesional y hasta en lo personal, porque por medio de una exploración que dirigió en Neuquén, es que se descubrió uno de los más importantes yacimientos de potasio en américa del sur.

En la nota para escuchar, también se hace tiempo para hablar de asuntos más entrerrianos y larroquenses y, por eso, más cercano a a los afectos: Su familia, los hermanos, el colegio nacional. También tiene algunos párrafos para los caminos rurales de nuestra provincia, sobre los que hay mucho por hacer.

Y lo más importante, el reconocimiento a su esposa y a sus hijos que le han permitido completar el círculo y sentirse realizado y feliz.